Misceláneos

Turismo a las raíces, conocer de dónde venimos

on
12/04/2019

Este post fue escrito por Yolanda Vizcaíno. Pueden ver su web mochiladesabores.com y su instagram para más información.

Para tener claro a dónde dirigimos nuestros pasos, primero deberíamos conocer bien el lugar del que venimos.

Los viajeros empedernidos queremos comernos el mundo, devorarlo y si puede ser, comenzar por el más allá, para luego volver a casa. Al menos, eso me sucede a mí y a un buen puñado de viajeros de mi alrededor. No nos conformarnos con girar la vuelta de la esquina, queremos dar la vuelta al mundo, ¿no os pasa?

Pero con el paso del tiempo, me he dado cuenta de la importancia de los orígenes y de lo bien que sabe viajar a nuestras raíces, al principio de todo. Conocer bien esto, nos hará conocernos mejor y a la vez, exprimir mucho más cada viaje que hagamos.

¿En qué consiste esto?

Sencillamente en conocer nuestra región, localidad, cuidad. Indagar en nuestra propia cultura, conociendo bien esto, estaremos mucho más abiertos a conocer otras culturas y a la vuelta, a saborear mucho más la nuestra.

No tiene más ciencia, sencillo, a la par que extremadamente complejo.

¿Qué pasará?

Durante el viaje, descubriremos infinidad de cosas: lugares bellos que ni siquiera sabíamos que existían; rinconcitos con gastronomía local, dignos no de una, sino de varias estrellas Michelin, que siempre pasaron desapercibidos a nuestros sentidos; alojamientos increíbles, originales y auténticos.

En definitiva, cerca de nosotros hay mucho más de lo que podemos llegar a imaginar, solo hay que pararse a mirar.

No lo duden y pruébenlo, está cerca, es mucho más barato que irse a Japón o al Congo y no pierden nada, bueno sí, la ignorancia del que no conoce.

Puede ser que sufra el mal de enamoramiento profundo de su tierra, jajaja. ¡Pero qué carajo!, es un mal tan bonito, que os aseguro que merece la pena.

Además, es totalmente compatible con seguir saboreando y descubriendo el resto del planeta.

¿Por qué es bueno?

Sencillamente porque si somos conscientes del tesoro que tenemos, seremos capaces de dar el valor que realmente tiene. Con esto, conservaremos un turismo local que tan necesario es, en los tiempos que corremos. Ahora que el mundo está tan accesible, ahora que es tan complicado detenernos cerca y valorar lo nuestro, ahora, es el momento de mantener nuestra riqueza cultural y patrimonial.

Lo tradicional está de moda, como dice Rozalén, yo soy “tradicionalmente moderna”, y es que, es tan bonito cuando lo de siempre se une a lo actual, resulta un matrimonio perfecto.

¿Quién habla?

Una viajera empedernida, que muere por dar la vuelta al mundo, con un buen puñado de viajes a mis espaldas y que he aprendido el valor de conocer mi tierra y mis orígenes. Creadora de un proyecto @mochiladesabores, donde contaré mis aventuras viajeras y los rincones a los que he llegado y llegaré.

Mis raíces

Un pequeño pueblo de la Sierra de Segura, Pontones, recóndito. Rodeado de miles de montañas, senderos, ríos, alojamientos rurales, restaurantes, etc.

De una belleza difícil de superar, con tradiciones milenarias que están volviendo a recuperarse, gracias a los que hemos descubierto la importancia de la cultura ancestral.

Situado en el noroeste de la provincia de Jaén en Andalucía, dentro de la majestuosa Sierra de Segura.

Está sierra con 1931 km2 y de una belleza única, se integra dentro del Parque Natural de Cazorla, Segura y las Villas.

Repleta de aldeas, algunas derrumbadas, víctimas de la expropiación y otras avasalladas por la despoblación, todo esto les da un carisma único y especial.

Pontones

Pontones es un pequeñísimo pueblo, que a su vez se divide en dos, Pontón bajo y Pontón Alto. Por ambos discurre el Río Segura, el mismo que nace a escasos kilómetros, en Fuente Segura y están comunicados por un sendero y no cualquiera, el “Camino de San Juan de la Cruz”.

Con un buen puñado de alojamientos rurales y restaurantes donde degustar la exquisita gastronomía local.

Hablando de gastronomía, presumimos de tener entre nuestros productos y con denominación de origen el cordero segureño. Os puedo asegurar que este manjar, no tiene nada que envidar al de otras y famosas regiones del país.

Y si comenzamos a perdernos en sus laberínticas carreteras, descubriremos rincones de ensueño. Para eso, si dejamos el vehículo a un lado y botas puestas, empezamos a caminar por los miles de senderos que dibujan la sierra.

Qué ver

Vas a encontrar miradores típicos de postales: Mirador de Juan León, Peñón de Peñamujo, El Balcón del paraíso (este ha sido bautizado por mí con este nombre, pero no puede tener otro, es imposible), las Banderillas, el Puntal de los Canteros y un largo, larguísimo etc.

También hay cuevas, muchas cuevas, a saber: La cueva del Jabalí, La cueva del Agua, La cueva del Engarbo, cuevas que encierran pinturas rupestres, cuevas habitadas.

Pinos que rozan el cielo, el gran Pino Galapán.

Pantanos, el Pantano del Tranco, que esconde bajo sus aguas restos arquitectónicos, y el Pantano de las Anchuricas, de una bella impresionante.

Y unos campos de Hernán Perea, con miles de kilómetros de llanos y montañas a gran altitud, donde convive la paz absoluta del fin del mundo, con una gran riqueza de vida salvaje. Ciervos, gamos, jabalíes y un buen puñado más de animales habitan en las tierras altas del municipio.

Y aunque escasos, pero imprescindibles, no puedo terminar sin hablar de su gente, los serranos. Aunque cada vez menos, pero conservando la calidad suprema que siempre los ha definido, son únicos, acogedores, amables, esplendidos, valientes y con un corazón que no cabe en sus pechos.

Descubrir mis orígenes, viajar a lo más profundo de mis raíces y saborear cada paso de este viaje, me ha otorgado la gran suerte de poder hablar desde el conocimiento de mi tierra. De este modo, puedo devolverle un poquito de todo lo que me da, a cambio de nada este lugar.

Aportemos valor al mundo, compartamos y conozcamos de primera mano, lo que este planeta tan generosamente nos ofrece.

Viajen, vayan, vean, pero jamás duden en volver y en saborear cada rincón de nuestro propio hogar, que no es otro que nuestra tierra, nuestras raíces.

TAGS
RELATED POSTS
1 Comment
  1. Avatar
    Responder

    hoteles en cali

    16/04/2019

    Excelente post, es importante tener en cuenta que el turismo no es solo mar, al final creo que vale la pena incentivar toda esta clase de sitios turisticos un saludo.!
    hoteles en cali cerca al coliseo evangelista mora

LEAVE A COMMENT

Nico y Lau
Buenos Aires, Argentina

Somos Nicolás y Laura, dos almas libres. Decidimos dejar la vida cómoda siendo profesionales trabajando en Buenos Aires por una vida de viajes y descubrimiento constante. Ya hemos visitado 64 países en el camino. Nos gustaría que ustedes puedan hacerlo también a través de nuestras fotos e historias. ¡Bienvenidos a nuestra Vida de Viajes!

Deja tu e-mail

Ingresá tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Categorías
Descuentos de Airbnb

Descuentos de Booking

Vuelos en Skyscanner